Kobe / Buey

filo Kobe
Considerada como la mejor del mundo, la carne de kobe o buey japonés es exquisita. No hay que la supere en sabor, ternura, marmoleo y su nivel de grasa es bajísimo.

El pasto gallego es especial, con él se cría esa grasa amarillenta exclusiva del buey gallego, de donde saldrán los mejores chuletones del mundo, auténticos pata negra de buey.